Compartir

Con apoyo de autoridades estatales y asociaciones civiles, realizan celebraciones eucarísticas en centro reclusorio.

 

Vitrinanews/Monterrey

Como en años recientes, el arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, celebró, con el apoyo del gobierno del estado e instituciones de la sociedad civil, la tradicional misa del lavatorio de pies en la cancha polivalente del penal del Topo Chico.

En presencia de autoridades penitenciarias y líderes de organizaciones civiles, encabezados por Consuelo Bañuelos, de Promoción de Paz, Cabrera López, compartió el mensaje a decenas de reos que asistieron a la ceremonia religiosa.

Desde hace varios años, este tipo de celebraciones, se han realizado en este penal, en los de Cadereyta y Apodaca así como en el reclusorio de mujeres de la entidad.

Durante su mensaje, el arzobispo agradeció la ayuda de todos los que hacen posible estas acciones que fortalecen las tareas de inclusión y reinserción social.

“Gracias a las personas, a las señoras que ayudan aquí en este lugar, gracias a los doce que aceptaron ser apóstoles, de vestirse de otro modo, espero yo que sus compañeros no se rían de ustedes, es un signo muy bonito en este día”, dijo Cabrera López.

“Felicidades a las autoridades que nos permiten año con año, nos permiten llevar adelante las tareas pastorales aquí en este centro”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here