Compartir

– La simulación de estas candidaturas quedó en evidencia al no presentarse al debate que organiza la Comisión Estatal Electoral, es decir, no tienen la menor intención de dar batalla en la contienda

Editorial: Juan Gerardo Porras/ Vitrinanews

Foto: Comisión Estatal Electoral

Existe un fenómeno que se ha dado en esta elección que no era común en otras épocas. Me refiero a los candidatos que se llaman igual que otros aspirantes, al menos hasta el primer apellido, y que fueron incluidos presuntamente con la finalidad de crear confusión y restarles votos a sus tocayos.

Este caso ocurre en varios municipios, pero en uno que sobresale es Guadalupe, donde hay dos candidatos con estas características.

Se trata de el independiente Daniel Torres Rangel, a quien aparentemente pusieron para restarle votos al otro independiente y ex priista Daniel Torres Cantú, quien ahora se trata de distinguir con el mote de “El Gallo”.

Además, del candidato de Pedro Garza Ibarra, aspirante de Rectitud, Esperanza Demócrata (RED), tocayo del abanderado del PAN a la alcaldía, Pedro Garza Treviño.

La simulación de estas candidaturas quedó en evidencia al no presentarse al debate que organiza la Comisión Estatal Electoral, es decir, no tienen la menor intención de dar batalla en la contienda. Inclusive, en el caso del ausente Daniel Torres Rangel, se pudo apreciar que su imagen representativa también es un gallo.

Sin embargo, un asunto insólito ocurrió en el municipio de Juárez, en donde, nuevamente el partido RED, postuló inicialmente a Américo Garza Sánchez, para que le restara votos al independiente Américo Garza Salinas, quien perdió por escaso margen en las pasadas elecciones.

Lo curioso del asunto es que RED cambió de candidato ¡por otro Américo Garza!, sin alguna muestra de pudor, y ahora su nuevo abanderado es Américo Garza León.

Hace unos días, el Tribunal Electoral del Estado decretó que no procedía la invalidación de este tipo de candidaturas, porque finalmente son ciudadanos que cumplieron los requisitos para postularse y tienen todo el derecho del mundo de hacerlo.

Es correcta la postura legal del organismo, pero eso no quita que tanto independientes como algunos partidos, en este caso Rectitud, Esperanza Demócrata (RED) quieran verle la cara a los ciudadanos y a organismos electorales.

Aunque es el PRI el que se ve favorecido con este tipo de confusiones, sin pruebas contundentes no es correcto hacer señalamientos del o los “autores intelectuales” de estas candidaturas simuladas y si hubo o no algunos “cañonazos” para semejantes papeles.

Lo que sí se puede señalar con total certeza es que la libertad para registrar candidaturas independientes se convirtió en libertinaje, y que a algunos partidos políticos, como RED, no les interesa perder su naciente credibilidad, con este tipo de acciones.

Tantos recursos que se destinan a los organismos electorales para organizar los comicios, para que éstos se vuelvan, en algunos casos, en una auténtica vacilada.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here