Compartir

El mandatario de Estados Unidos presentó el miércoles en Pittsburgh un plan por 2.3 billones de dólares, que espera costear con un alza en el impuesto corporativo del 21 al 28 por ciento

 

Vitrinanews/Monterrey

El presidente de Estados Unidos de América, Joe Biden, plantea un millonario plan de infraestructura que sería financiado en gran parte con mayores impuestos a las empresas de ese país.

El 50 por ciento de los fondos de este proyecto económico se enfocaría en una renovación de infraestructuras tradicionales.

Tras haber impulsado un plan de estímulo económico por 1.9 billones de dólares, Biden ahora busca concentrarse en el tema de la infraestructura.

El mandatario de Estados Unidos presentó el miércoles en Pittsburgh un plan por 2.3 billones de dólares, que espera costear con un alza en el impuesto corporativo del 21 al 28 por ciento.

Esto podría acarrear fuerte resistencia del sector empresarial y de los legisladores del Partido Republicano.

Biden sostiene que la propuesta contempla 621 mil millones para transporte público, carreteras, puentes y estaciones de carga de vehículos eléctricos, con lo que se buscaría ir alejándose de los motores de combustión interna.

Otra cantidad similar sería para cambiar las tuberías de agua de plomo y mejorar el sistema de alcantarillas. También ampliar la cobertura de internet de banda ancha y actualizar la red eléctrica.